El héroe reticente - Capítulo 12 (Novela Policial Negra) | DIARIO LITERARIO DIGITAL

El héroe reticente - Capítulo 12 (Novela Policial Negra)

domingo, 21 de junio de 2015 0 comentarios

Como dicen los Redondos “¡Maldición va a ser un día hermoso!”



foto exclusiva de diario literario digital





Una novela policial negra por entregas 

escrita por AQ Gimenez



Para Diario Literario Digital

La Revista Literaria sincrética, plural y abierta.




Resultado de imagen para gif ultimate fighter



Como dicen los Redondos “¡Maldición va a ser un día hermoso!”. El clima es ideal para pasarla bien si eso fuera lo que busco. Todos me recomiendan ir a las playas del norte de la isla donde se concentran los turistas argentinos. Pero no estoy de humor para hacer vida de playa, y menos donde pueda encontrarme con un conocido. Decido empezar a entrenarme. ¿Para qué? Ya veré. Por ahora quiero prepararme para lo que sea.




diario literario digital floripa

No tengo tiempo para estudiar Kung Fu u otro verdadero arte marcial. Me inscribo en un curso de Defensa Personal. La mayoría de los alumnos son amas de casa con miedo a ser atacadas de noche. Salvo el sexo me incluyo perfectamente en esa categoría.




Resultado de imagen para defensa personal clase

Cuando termino la primer clase, le pregunto a Waldemar, el instructor, si me puedo quedar a practicar lo aprendido y a ejercitar mi brazo herido.

Él es un tipo duro como un churrasco de oferta, que solía combatir en Vale Tudo, algo así como un Ultimate Fighter brazuca. Me pregunta qué me pasó. Le miento que sufrí un asalto en Buenos Aires y decidí venir acá a recuperarme. Se ríe y me dice que creía que Argentina era mucho más segura. Le contesto la verdad: Es más fácil ser atacado en San Pablo o Rio, pero los lugares pequeños de Brasil no son más peligrosos que las grandes urbes de mi país.


Estoy dos horas repitiendo torpemente los movimientos de la primera lección. Calculo que mis movimientos serían muy efectivos en caso de una agresión: el asaltante sufriría un ataque de risa y yo podría escapar sin problemas.

Waldemar se compadece, intuyendo que lo mío no es un simple caso de estrés post traumático. Hay algo más. Me ofrece darme clases particulares, asegurándome que si practico cuatro horas por día, en un mes voy a poder defenderme de cualquier persona no entrenada.

Resultado de imagen para cidade florianopolis


Decido quedarme en Florianópolis. Por precaución solo me quedaré una semana en el departamento. Luego buscaré otro con una inmobiliaria diferente.

El primer día me hace empezar de abajo como el Karate Kid. Por suerte no tengo que encerar el piso o pintar la cerca, pero me hace correr y estirarme durante media hora, luego practicar golpes y movimientos básicos durante una hora y media. Después abdominales y flexiones de brazos y finalmente un poco de pelea hábilmente coreografiada para no dañarme. Al final me duelen hasta los premolares.

Saludo y me voy. O lo intento, casi no puedo caminar. Voy casi arrastrándome hasta el mar. Me siento en la orilla como los viejos, para que las olas me masajeen las piernas. Poco a poco me reconvierto en un ser humano. Cuando el hambre le gana al dolor, me encamino hacia a un restaurante “por kilo” y como cerdo, farofa y feijão hasta que meto el dedo y toco. El menú es como para que Cormillot lo exorcice, pero con la tensión y el ejercicio, lo último que me preocupa es aumentar de peso.

Resultado de imagen para comida por kilo brasil


Llego al departamento y con un último despliegue de energía preparo una caipirinha con el mortero de madera que algún genio dejó en la cocina, la tomo y me voy a la cama. Mi cerebro llega a advertir que no hice nada para protegerme de los mosquitos, pero no logro levantarme. Esta noche no hay dudas ni lágrimas ni recuerdos. Quedo frito mientras trato de recordar donde estaban las pastillas para el difusor eléctrico.


Resultado de imagen para mortero para caipirinha


Duermo casi diez horas. El cuerpo casi no me duele pero estoy duro como si me hubieran enyesado todo el cuerpo.

Luego de un baño caliente puedo doblar las articulaciones. Los músculos logran funcionar como fueron creados por Dios o la Evolución. Unas tostadas con manteca y doce de goiaba conforman con un café con leche un desayuno aceptable.

Hoy el programa de clases parece más razonable. Dos horas a la mañana y otras dos a última hora de la tarde.

El agotamiento tiene un lado positivo: no me permite pensar demasiado en Anastasia y lo que debe estar haciendo Ágata con el sorete de “El Zorrino”. Eso sí, siempre lo recuerdo cuando le pego a la bolsa.




Resultado de imagen para pegandole a la bolsa artes marciales




Los días se funden uno con el otro. Café, gimnasio, almuerzo, playa, gimnasio, cena, dormir. Waldemar suma minutos hasta que estoy practicando tres horas a la mañana y tres a la tarde, todos los días. Cómo me estoy quedando sin plata, deja de cobrarme y me hace trabajar para él limpiando el gimnasio y ayudando en la parte de estiramiento y gimnasia de las clases colectivas.





Aprendo a defenderme de ataques con la mano desnuda, objetos contundentes y cuchillos. Y a pegar en los puntos exactos para inmovilizar a un rival. Lo más difícil es lograr concentrar la fuerza en cada golpe usando la cadera para usar el peso del cuerpo sin perder el equilibrio. Después de miles de repeticiones, creo que lo he logrado.

Al final del mes mi instructor me regala un elogio que, conociéndolo, es enorme.

—¡Você poderia sobreviver um minuto enteiro no Vale Tudo!




Resultado de imagen para vale tudo


Ya estuve demasiado tiempo en esta ciudad, es momento de seguir viaje hacia algún lugar donde pueda aprender a manejar armas de fuego.




pistola diario literario digital novela



Continúa en:
EL HÉROE RETICENTE - CAPÍTULO 13 (NOVELA POLICIAL NEGRA)


Lee la primera parte de esta novela en: 
El héroe reticente - Prólogo

Share this article :

Publicar un comentario

 
Letras Opacas.org | |
Copyright © 2011. DIARIO LITERARIO DIGITAL - All Rights Reserved
LETRAS OPACAS (Diario Digital Literario) .Argentina
Proudly powered by Blogger
Conseguir la ú…e Flash Player Blogger {{Usuario escritura-4}}width=device-width, initial-scale=1.